Paradigma del amor.


Qué extraño es esto del amor... Seguramente no haya nada tan parecido a un sueño. Seguramente, también, mis padres no compartan esa perspectiva. Ellos que ya pueden vislumbrar un final. Si pretendo definirlo me siento intentando agarrar el aire con la mano. Es algo tan grande que siento que me tensa la piel, que puedo llegar a romperme en cualquier momento. En realidad sé que eso puede pasar... Me siento en crisis. El amor me obliga a evolucionar continuamente, a darle movimiento a la vida, a la mente. Es algo intangible, salvo cuando siento que le pierdo y aparecen las lagrimas. El amor es como el vacío. ¿Está?, ¿no está?, ¿en qué grado?. Antes de empezar me siento derrotada, y sin embargo no puedo tener más fuerzas de luchar que ante ningún otro peligro. Es la droga que borra el miedo a todo. A casi todo.

2 comentarios:

Oruga Azul dijo...

No sé si la has leído, pero Niebla, de Miguel de Unamuno, es posiblemente la novela que mejor plasma lo que podría ser la filosofía del enamoramiento (otro nombre que se me ocurre es la metafísica del amor). Te lo recomiendo encarecidísimamente.

Eowin14 dijo...

Gracias, te prometo que me lo apunto... :)

Sueño a todas horas...

Archivo del blog

Blogs que sigo

Últimos comentarios